Poema Las tres musas últimas castellanas 13 de Francisco de Quevedo y Villegas

Las tres musas últimas castellanas 13

de Francisco de Quevedo y Villegas



¿No ves, piramidal y sin sosiego,
en esta vela arder inquieta llama,
y cuán pequeño soplo la derrama
en cadáver de luz, en humo ciego?

¿No ves, sonoro y animoso, el fuego
arder voraz en una y otra rama,
a quien, ya poderoso, el soplo inflama
que a la centella dio la muerte luego?

Así pequeño amor recién nacido
muere, Alexi, con poca resistencia,
y le apaga una ausencia y un olvido;

mas si crece en las venas su dolencia,
vence con los que pudo ser vencido
y vuelve en alimento la violencia.



Analizar métrica y rima de Las tres musas últimas castellanas 13


Comentarios de Las tres musas últimas castellanas 13

comments powered by Disqus