Poema Pequea del amor de Jaime Sabines

Pequea del amor

de Jaime Sabines


Pequea del amor, t no lo sabes,
t no puedes saberlo todava,
no me conmueve tu voz
ni el ngel de tu boca fra,
ni tus reacciones de sndalo
en que perfumas y expiras,
ni tu mirada de virgen
crucificada y ardida.

No me conmueve tu angustia
tan bien dicha,
ni tu sollozar callado
y sin salida.

No me conmueven tus gestos
de melancola,
ni tu anhelar, ni tu espera,
ni la herida
de que me hablas afligida.

Me conmueves toda t
representando tu vida
con esa pasin tan torpe
y tan limpia,
como el que quiere matarse
para contar: soy suicida.

Hoja que apenas se mueve
ya se siente desprendida:
voy a seguirte queriendo
todo el da.



Analizar métrica y rima de Pequea del amor