Poema A un avariento de Francisco de Quevedo y Villegas

A un avariento

de Francisco de Quevedo y Villegas


En aqueste enterramiento
Humilde, pobre y mezquino,
Yace envuelto en oro fino
Un hombre rico avariento.

Murió con cien mil dolores
Sin poderlo remediar,
Tan sólo por no gastar
Ni aun gasta malos humores.

Esta obra se encuentra en dominio público.
Esto es aplicable en todo el mundo debido a que su autor falleció hace
más de 100 años. La traducción de la obra puede no estar en dominio
público.



Analizar métrica y rima de A un avariento


Comentarios de A un avariento

comments powered by Disqus